Inicio > General, Literatura > Las 3 leyes de Asimov

Las 3 leyes de Asimov

junio 20, 2006

Leo en 20minutos (mi diario preferido tanto on-line como en papel) que un equipo de científicos internacionales están elaborando reglas de ética para los robots.
Por lo visto están preocupados por la evolución de la robótica y quieren establecer un control antes de que los robots lleguen a un nivel de conciencia que pudiera resultar “peligroso” o “dificil de controlar”.
Pero esto no es nada nuevo, ya que el genial Asimov muchos años atrás ya introdujo esta idea en sus novelas ¿recuerdan haber visto la película “Yo robot”? Si es que si, sabrán de lo que hablo…

LAS 3 LEYES DE ASIMOV:

Ley 1.- “Un robot no puede lesionar a un ser humano, o, por medio de la inacción, permitir que un ser humano sea lesionado”.

Ley 2.- “Un robot debe obedecer las órdenes dadas por los seres humanos, excepto si estas órdenes entrasen en conflicto con la Primera Ley”.

Ley 3.- “Un robot debe proteger su propia existencia en la medida que esta protección no sea incompatible con la Primera o Segunda Ley”.

Unas reglas simples pero a primera vista efectivas e inviolables (aunque el que conozca la historia en cuestión sabrá que se le puede buscar la trampa)

Parece ser que la versión moderna de las 3 reglas de Asimov se centran mas en la ética y el control de las actividades del androide.
Así, en 20minutos nos resumen las modernas leyes de la siguiente manera:

* Asegurarse el control de los humanos sobre los robots.
* Prevenir su utilización nociva o ilegal.
* Proteger los datos obtenidos por los robots.
* Rastrear y grabar la actividad del robot.
* Brindar una identificación única a cada robot.

Parece que uno de los puntos que mas le preocupa a los científicos es el de no usar los robots para fines sexuales ¡Pero bueno! ¿Un vibrador se considera robot? por que es mecánico y se mueve :p

Además, ya los hemos visto en A.I. Inteligencia artificial ¿que hay de malo en tener robots dedicados a proporcionar placer? ¿Se considerarían ciber-cuernos engañar a tu mujer con unas sexy-androides? 🙂

¿Y que temen tanto los cientificos? ¿Que estos androides terminen por revelarse a lo Matrix?
Si de verdad quieren preocuparse que se fijen en los que de verdad quieren dominar el mundo (¿o eran estos otros?)

En fin, menos leyes a los robots que aun les falta mucho camino para tener conciencia y mas conciencia a nosotros para que cumplamos las nuestras.

Tal vez podamos aplicarnos a nosotros mismos las 3 leyes de Asimov… mejor nos iría…

Anuncios
Categorías:General, Literatura
  1. BOGUS
    enero 28, 2012 en 7:58 am

    no se pero me recuerdan a I ROBOT, pero como que si hay algun conflicto con eso, por que si la persona esta en peligro a causas de otra persona, el robot no la puede defender por que romperia la primera ley, entonces como que les hace falta un mejor planteamiento o en su defecto, una nueva ley donde pueda garantizar el bienestar de los humanos

  2. J. Alvarez
    enero 31, 2012 en 11:58 am

    Isaac Asimov, ¡vaya escritor!
    Las leyes de Asimov, tan simples, carecen de fallas incluso en la actualidad, cuando la robótica ha tenido un gran avance y la ficción ha alimentado nuestra imaginación llenándola de posibles finales apocalípticos. Cualquier robot diseñado con estas leyes seria inofensivo para los humanos, la única falla que podría llegar a ocurrir seria por parte de los programadores y/o científicos del mismo.
    Despues de todo, esa es la base de la electronica, la logica.

  3. jorge soria
    marzo 22, 2012 en 8:22 pm

    segun asimov cuando dos personas estaban en peligro o de cualquier otra manera un robot se ve imposibilitado de cumplir con alguna de las leyes de la robotica, se causa un voltaje peligro en el cerebro (Asimov representaba con estos voltajes la presion sicologica de cumplir con las obligaciones eticas de cada ley en cada accion del robot) y la descarga subsecuente frie los circuitos del robot, causando mas o menos daño. El hombre escribio las leyes y despues dedico decenas de obras a encontrarles huecos, trampas y a lidiar con las consecuencias de romperlas, tanto para humanos como para los propios robots. No dejo nada sin probar.

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: